Ayudas diarias

Acufenos

Los Acufenos o tinnitus es una afección de causa incierta que se caracteriza por la presencia subjetiva de sonidos en el oído del paciente.

Este sonido percibido únicamente por la persona que lo padece puede presentarse de manera bilateral o unilateral, siendo la unilateral la forma más frecuente.

Su aparición suele estar relacionada con traumatismos acústicos, aunque en muchas ocasiones su causa no es posible determinarla y según algunos estudios puede estar relacionada su aparición con enfermedades crónicas tales como la depresión, hipertensión y otras enfermedades metabólicas.

Habitualmente los acufenos son inocuos y tan solo presentan una molestia para la persona que los padece ya que es un sonido que no cesa. Esta persistencia del sonido se hace especialmente molesta en ocasiones por las noches, ya que la ausencia de fuentes de sonido externas hace que el ruido se haga mas presente y pueda llegar incluso a ser irritante.

Una manera de contrarrestar este sonido propio del paciente es tener una fuente de sonido permanente que distraiga la fijación del acufeno.

Esto lo conseguimos mediante sonido de una radio o un reproductor de música. El problema es que si compartimos cama el sonido puede ser una molestia para nuestro acompañante. Para ello disponemos de pequeños altavoces adaptados a la cama, que se ubican bajo la almohada y que son suficientemente potentes para que la persona con tinnitus lo oiga, pero lo justo para que nuestro compañero no sea molestado con el sonido del mismo.

 

Dentro de las ayudas diarias disponemos también de dos elementos imprescindibles cuando sufrimos alguna diferencia funcional, tal como hipoacusia o problemas de visión. Para poder despertarnos por la mañana tenemos disponibles una serie de Despertadores especiales con sonido elevado y con números grandes para facilitar su lectura e incluso algunos modelos cuentan con vibrador para colocar en la almohada con el fin de que la vibración de la alarma nos despierte.

 

Los relojes con números de gran tamaño y luminosidad hacen que sea más fácil a las personas con discapacidad visual ver la hora, lo que se complementa en algunos modelos con locución por voz de la hora en caso de que presionemos un botón.